http://photos1.blogger.com/img/99/3753/1024/marcelovoynich2.jpg

20050912

2005: Odisea Rusa (II)

Como no podía ser de otra manera, los padecimientos del amable Misha no terminaron ahí...
Veamos:

Teléfono celular: actualización
por Misha Molodoi. Traducción: Marcelo Dos Santos
¡El maldito cargador no anda! Bueno, al menos YO espero que sea el cargador, porque si me compré un teléfono celular quemado, será un porblema conseguir que me lo cambien, y ni siquiera estoy seguro de quién. El tipo tan amable en Gorbushka NO ME DIO LA FACTURA, ni ningún otro documento que acredite la compra; sorpresa, ¡sorpresa!
Los rusos son unos ladrones degenerados.
En otro orden de cosas, mi debut con la cosina rusa se vuelve cada vez más raro y más raro... Anoche, Tatiana Nicolaievna me sirvió un plato que ella asegura se considera un manjar absoluto: el mejor modo de describirlo en inglés es gelatina de pescado. Ni siquiera Bill Cosby, en sus más perversas fantasías, pudo pensar en un postre de gelatina más exótico. El gusto era muy bueno, delicadamente marino, pero, a fuer de sincero, la textura dejaba mucho que desear. Tatiana me aseguró que hay muchas otras encarnaciones de la gelatina... la mejor, según ella, es al go que se llama baranskii yazyk (¡lengua de cordero!).

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home